Feminas

Mascarillas para las axilas: la última tendencia en belleza

La fiebre por la cosmética y los productos de belleza sigue en auge y, como prueba, la última obsesión de la industria: las mascarillas para las axilas…

 

Se trata una de las zonas más sensibles de nuestro cuerpo, que más suda y menos transpira y a la que, además, sometemos a productos químicos bastante agresivos como son los desodorantes (que muchos de ellos contienen aluminio) y productos de depilación.

Entonces, si utilizamos todo tipo de mascarillas corporales y para el rostro, para mantener la piel limpia y ayudar a eliminar la suciedad, así como protegerla de agresiones externas, ¿por qué no hacerlo con las axilas? Cuando conozcas cómo son, el modo de aplicación y sus múltiples beneficios, dirás ‘sí, quiero’ a las mascarillas para las axilas.

¿Qué son y cómo se utilizan?

Se trata de un producto que pretende reestructurar la piel de las axilas después de años y años aplicando productos químicos en la zona. La mascarilla para axilas ha ganado popularidad en los últimos años con recetas y trucos para realizarlas en casa; la mayoría de estos productos desintoxicantes para axilas se hacen a base de arcilla de bentonita y vinagre de manzana o, en su defecto, con aceite de coco, que tiene propiedades antibacterianas y es más hidratante que el vinagre.

Estas mezclas caseras se aplican en la zona afectada y se mantienen durante 15 o 20 minutos (exactamente igual que las mascarillas faciales) para luego retirarlas en la ducha.

¿Cuáles son sus beneficios?

Como ya hemos dicho, el objetivo principal de las mascarillas para las axilas es limpiar la zona de las impurezas, tras años utilizando desodorantes antitranspirantes con aluminio y otros elementos químicos. Sin embargo, productos como el de Girl Smells pueden tener múltiples beneficios para la piel; entre ellos, que acelera la transición a un desodorante natural.

Eso significa que, después de haber utilizado siempre un desodorante químico, al pasar a uno natural notamos que no hace efecto o que no funciona en nuestra piel, algo que ocurre porque la axila se libera de todos esos elementos que ha ido acumulando durante tanto tiempo. Así, la mascarilla detox para axilas acelera este proceso para que el desodorante natural funcione con rapidez.

Por otro lado, la mascarilla para axilas, aplicada en momentos de agitación hormonal, meses muy calurosos o momentos de más estrés, puede reducir el olor del sudor, al abrir y limpiar los poros. La verdad, nosotras no necesitamos más razones para convertirnos en fanáticas de este producto innovador.

La entrada Mascarillas para las axilas: la última tendencia en belleza se publicó primero en Harper’s Bazaar.

Add comment

Tweet Share